Nuevo programa de inmigración enfrenta a desafíos





A mediados de febrero, un juez federal en Texas bloqueó la acción ejecutiva del Presidente Obama. La nueva orden del Presidente Obama, originalmente anunciado en noviembre, ha tenido muchas críticas significativas. El programa, conocido como acción diferida para padres de estadounidenses y residentes permanentes legales o DAPA, ofrece entre 4 y 5 millones de personas, proteccion y la capacidad de trabajar legalmente en los Estados Unidos. El objetivo del programa es mantener a las familias juntos. La decisión no altera al programa anterior de inmigración, DACA, pero previene la expansión.

Secretario de DHS, Jeh Johnson, dijo que el gobierno detuvo la orden de inmigración en cumplimiento de la sentencia. El Departamento de justicia actualmente está apelando la decisión de detener la DAPA.

Estos pueden parecer mayors contratiempos para aquellos que esperaban aprovechar de DAPA, pero no todo son malas noticias. El revés podría ser temporal y Obama puede apelar el fallo de la juez de Texas. Al mismo tiempo, esta pausa dará lugar para una revisión más cercano sobre lo que debe hacerse con una reforma migratoria en Estados Unidos. Mientras DAPA fue útil para muchas familias, sólo resuelve un tema menor. Vamos a seguir manteniendo una estrecha vigilancia sobre lo que sucede y le vamos a dejar saber cómo el presidente planea superar este contratiempo.




Contact Us now!




0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *